Escribe tu email para recibir todas nuestras actualizaciones

Los MÁS...valorados

Los MÁS...visitados

Los MÁS...recientes

Histórico

Encuentra la información más completa sobre tus misterios favoritos

Un mundo de misterios

Un mundo de misterios

Patrocinadores

Los MÁS...comentados

Últimos comentarios

Categorías

Buscador

Utiliza nuestro buscador para encontrar las cosas más sorprendentes!!!

Enlaces

Páginas amigas

  • Este blog pertenece a LMblogs. Ven a conocernos!
    LMblogs, la red del ocio inmediato
     

La doctrina de los c√°taros, ¬Ņgnosis o esp√≠ritu?

A menudo se relaciona al catarismo con la gnosis

A menudo se relaciona al catarismo con la gnosis

Frecuentemente vemos asociado o relacionado el término de catarismo con movimientos gnósticos o esotéricos.
Pero, realmente, habría que buscar en que punto se inicia esta relación. Si buscamos en los textos y tratados gnósticos o esotéricos anteriores al siglo XIX no encontraremos absolutamente ninguna mención sobre el catarismo en ellos.
Sin embargo, a partir de mediados del siglo XIX, ya empieza a aparecer alguna que otra referencia. Concretamente ser√≠a Adolph Garrigou (1802/1897), un historiador del Sabartez, y m√°s concretamente de Tarasc√≥n, qui√©n, inspirado en los textos de otro historiador y pastor calvinista, Napole√≥n Peyrat (1809/1881), autor de la ‚ÄúHistoria de los Albigenses‚ÄĚ en 1874, iniciar√≠a los estudios e investigaciones sobre el catarismo. Se podr√≠a afirmar, sin lugar a dudas, que estos dos historiadores fueron los padres del actual inter√©s por el catarismo.


6 Votes | Average: 4.5 out of 56 Votes | Average: 4.5 out of 56 Votes | Average: 4.5 out of 56 Votes | Average: 4.5 out of 56 Votes | Average: 4.5 out of 5 (4.5)
Loading ... Loading ...

Antártida: Estación Polar

Sabemos que a nuestros lectores les gustan las novelas de acci√≥n y suspense con el mundo de lo inexplicable en el trasfondo. Por eso os anunciamos la pr√≥xima publicaci√≥n de la √ļltima novela de Matthew Reilly: Ant√°rtida: Estaci√≥n Polar.

En una remota estaci√≥n polar estadounidense en la Ant√°rtida, un grupo de cient√≠ficos ha descubierto un objeto atrapado en el interior de una capa de hielo de cuatrocientos a√Īos de antig√ľedad. El descubriento despierta la avaricia de las principales potencias que quieren investigar sus secretos.

Antártida: Estación Polar

Un equipo de marines estadounidenses, con el enigmático teniente Shane Schofield a la cabeza, se encarga de proteger el hallazgo. Una novela que mantiene la tensión hasta saber qué pasa con el grupo de marines y con el objeto.


14 Votes | Average: 3.14 out of 514 Votes | Average: 3.14 out of 514 Votes | Average: 3.14 out of 514 Votes | Average: 3.14 out of 514 Votes | Average: 3.14 out of 5 (3.14)
Loading ... Loading ...

El Sufismo


El Sufismo,( ō™ōĶŔąŔĀ, ta,sawwuf), corresponde a la denominaci√≥n con la que se conoce la corriente esot√©rica, m√≠stica o espiritual del Islam.
Este t√©rmino, en Occidente, se utiliza para cualquier corriente espiritual, tanto dentro de la ortodoxia como de la heterodoxia, que est√© vinculada al pensamiento isl√°mico, pero tambi√©n se utiliza en otras corrientes desvinculadas del islamismo, como en alguna corrientes sincr√©ticas (la expresi√≥n sincretismo significa “Sistema filos√≥fico que trata de conciliar doctrinas diferentes”.RAE).


7 Votes | Average: 4 out of 57 Votes | Average: 4 out of 57 Votes | Average: 4 out of 57 Votes | Average: 4 out of 57 Votes | Average: 4 out of 5 (4)
Loading ... Loading ...

El catarismo, ¬Ņd√≥nde, c√≥mo, porqu√©?

Monumento erigido en Minerva (Francia) a los c√°taros.

Monumento erigido en Minerva (Francia) a los c√°taros.

Cuando evocamos la palabra catarismo, se nos despiertan extra√Īos sentimientos. Para unos es, simplemente, una herej√≠a de la religi√≥n cristiana nacida y desaparecida en la Edad Media, para otros fue una excusa pol√≠tica utilizada por los monarcas franceses para recuperar las tierras que estaban perdiendo en el sur en manos de la Corona de Arag√≥n, para los historiadores, en su af√°n de rigor, es s√≥lo una p√°gina m√°s de la historia, pero, para otras personas, bastantes m√°s de las que nos podemos imaginar, es un fen√≥meno espiritual y gn√≥stico que abarca mucho m√°s all√° de lo que he descrito hasta ahora.

El origen del catarismo ha provocado muchas controversias entre sus investigadores. Hay quien documenta que tiene sus inicios a partir de la influencia de los bogomilos b√ļlgaros, los cuales basaban sus creencias en la existencia de dos hijos de Dios, Miguel y Sat√°n (el bien y el mal), claramente dualista, y la negaci√≥n del nacimiento “divino” de Jes√ļs, negaban la validez de los sacramentos y las ceremonias cat√≥licas e interpretaban los milagros de Jesucristo en un sentido espiritual y no material.
Otros investigadores conceden su or√≠gen en la propia desidia de la Iglesia Cat√≥lica de aquella √©poca, principalmente en la zona de la lengua de “oc”, donde sus prelados y obispos recib√≠an a menudo llamadas de atenci√≥n desde Roma por su comportamiento, acompa√Īada de la necesidad espiritual de un pueblo que hab√≠a alcanzado un estatus social de mediano bienestar en relaci√≥n a las otras regiones que lo rodeaban.
Hay otros investigadores que han definido el origen que los mismos “perfectos” o “puros” (as√≠ llamaban sus seguidores a los predicadores c√°taros) daban a su iglesia, bas√°ndose en las actas inquisitoriales y cartas que los religiosos cat√≥licos se escrib√≠an entre si o a Roma. Seg√ļn estos documentos, los hombres de la “gleisa des bons homes e as bones dames” manifestaban ser los herederos directos de los ap√≥stoles y de la primitiva iglesia cristiana. Su √ļnico sacramento, el “consolhament”, se realizaba por imposici√≥n de manos de la misma forma, dec√≠an, que lo hac√≠an los primeros cristianos.

Catedral de Albi. A los cátaros también se les llamaba albigenses.

Catedral de Albi

Tampoco el origen de la palabra c√°taro est√° clara, pues hay varias corrientes que intentan definirla, mientras que para unos proviene de la palabra griega “kazar√≥s” que significa puro, para otros proviene del lat√≠n “cattus” que significa gato (asociado en ocasiones a los adoradores del diablo en forma de gato), otros al aleman Ketter, que seg√ļn estos autores significaba “puro”, aunque en el diccionario alem√°n actual no aparece esta palabra, sin embargo en un documento del 1181 fechado en la ciudad alemana de Colonia por Eckbert von Sch√∂nau, se refer√≠a a unos herejes con la expresi√≥n ¬ęHos nostra Germania c√°tharos app√©llat¬Ľ. Sea como fuere ellos nunca se llamaron a si mismo por este nombre, simplemente se defin√≠an como “cristianos” ya que la “otra iglesia” era la del diablo.
Lo que si est√° claro es que esta religi√≥n, herej√≠a o movimiento espiritual, como se le quiera llamar seg√ļn la creencia de cada cual, que hoy llamamos catarismo naci√≥, se desarroll√≥ y fue v√≠ctima de una persecuci√≥n que caus√≥ su total destrucci√≥n, casi exclusivamente en el sur de Francia y, desde all√≠ se expandi√≥ un poco hacia la Corona de Arag√≥n, principalmente los condados de los pirineos, y hacia el norte de Italia, principalmente el Piamonte.
Para definir como nació solo se puede recurrir a la especulación, pues la documentación existente de origen cátaro fue literalmente destruida por la Inquisición. Solo se tienen referencias por algunos escritos que hacían referencia a ellos, como el ya comentado de Eckbert o los de diferentes obispos, principalmente el de Tolosa, Folquet, quejándose a Roma de la expansión de la herejía.
Algunos autores, como Anne Brenon, historiadora que dirigi√≥ en Carcassonne el “Centre d’√Čtudes Cathares Ren√© Nelli” durante 18 a√Īos (1982/1998), sostienen que fue consecuencia directa de la situaci√≥n de la iglesia cat√≥lica que provoc√≥ el nacimiento de numerosas herej√≠as, movidas por el intento de algunas personas, tanto del seno de la iglesa como laicas, de regresar a los primitivos or√≠genes del cristianismo mediante una predicaci√≥n de los evang√©lios de forma coherente con las ense√Īanzas de Jes√ļs.
Otros autores afirman que sus orígenes solamente pueden ser consecuencia de las influencias maníqueas procedentes de oriente, provocadas por el constante contacto de los comerciantes que hacían estas rutas en aquella época con las creencias dualistas que allí había establecidas.

Ritual del Consolhament

Ritual del Consolhament

En lo que parecen coincidir la casi totalidad de autores es que dificilmente puede ser una herencia directa de los primeros cristianos. Seg√ļn lo que explicaban los predicadores c√°taros, los ap√≥stoles hab√≠an recibido, por medio del Esp√≠ritu Santo, la purificaci√≥n. A partir de aqu√≠ √©stos pod√≠an purificar a otros hombres mediante la imposici√≥n de manos (el consolhament). Cuando una persona recib√≠a el “consolhament” deb√≠a permanecer “pura” hasta el final de sus d√≠as. Si esta persona era instruida en el conocimiento pod√≠a, a su vez, purificar a otras personas, con lo cual se transmit√≠a la pureza de unos a otros mediante este sencillo sacramento, pero si en alg√ļn momento el “puro” comet√≠a algun acto que le “contaminase”, ya no pod√≠a purificar a nadie m√°s, llegando a ser invalidados los posibles consolhaments que hubiese realizado a posteriori de haber “pecado”. Tras recibir el sacramento del consolhament deb√≠an seguir unas normas muy estrictas para permanecer puros, como eran las de no comer carne ni ning√ļn alimento procedente de vida animal, mantener una total castidad o renunciar a toda posesi√≥n material, entre otras. As√≠, y siempre seg√ļn lo que manifestaban los “perfectos” c√°taros, se hab√≠a ido transmitiendo desde el tiempo de los ap√≥stoles esa transmisi√≥n hasta llegar a ellos.
Lo que si est√° claro es que en su forma de vida se reg√≠an al pie de la letra por estos principios y que solamente estaban obligados a seguir estrictamente esta forma de pureza eran los que hab√≠an recibido el “consolhament”, mientras que los dem√°s seguidores y creyentes pod√≠an hacer su vida normal. Era muy com√ļn entre la gente del pueblo, los nobles y dem√°s seguidores, pedir el consolhament cuando se encontraban moribundos en el lecho de muerte, pues ya era muy dif√≠cil dejar de ser “puros” en esta situaci√≥n o, mejor dicho, era m√°s f√°cil permanecerlo hasta el final de los d√≠as.
Los c√°taros puros eran llamados por sus seguidores como “perfectos” o “buenos hombres” (bons homes), tambi√©n “buenas mujeres” cuando era una “pura”. Al no tener posesiones materiales siempre estaban de camino y viv√≠an al aire libre o acogidos en los hogares de sus seguidores, sol√≠an viajar de dos en dos, el “hermano mayor” y el aprendiz o novicio y su √ļnico equipaje consist√≠a en una larga t√ļnica negra con capucha para resguardarse de la lluvia, el fr√≠o o la nieve,y una cuerda atada a la cintura de la que colgaba su “biblia”. Esta biblia, escrita en occitano y no en lat√≠n, les permit√≠a leer directamente las sagradas escrituras en la lengua del pueblo, una de las cosas que les di√≥ r√°pida popularidad en una √©poca en que en las iglesias solo pod√≠an oirlas en lat√≠n que la gente normal no entend√≠a. A medida que fue creciendo el n√ļmero de seguidores y creyentes se empezaron a organizar en zonas parecidas a lo que los cat√≥licos llamaban di√≥cesis y se establecieron jerarqu√≠as, nombrando “obispos” para cada una de las diferentes di√≥cesis. Estos obispos que normalmente eran perfectos ya veteranos, segu√≠an sin tener hogar, aunque se empezaron a establecer “casas c√°taras”, la mayor parte de las veces peque√Īas casas en las ciudades o aldeas cedidas por alg√ļn creyente para tal fin, que serv√≠an de lugar de encuentro y acogida. Tambi√©n se utilizaban como taller donde trabajaban j√≥venes o personas sin hogar, a menudo se utilizaban para tejer las telas que vest√≠an los propios perfectos trabajando incluso ellos mismos en los telares (en muchas zonas del sur de Francia se les llamaba “tejedores” por este motivo). Sin embargo los perfectos sol√≠an permanecer solo uno o dos d√≠as en esas casas, pues su objetivo era la predicaci√≥n y siempre estaban en los caminos recorriendo villas y aldeas. Las mujeres perfectas ya era otra cosa, ellas si que sol√≠an permanecer en las casas y se cuidaban de su mantenimiento, pero no como amas de casa, si no como organizadoras de la misma. Tambi√©n exist√≠an las casas exclusivas para mujeres.
Cuando se inici√≥ la cruzada contra el catarismo, en 1209, la iglesia c√°tara ya estaba perfectamente organizada y estructurada con Obispos, Di√°conos, Hermanos Mayores, Iniciados, seguidores y creyentes, aunque segu√≠an sin tener iglesias, catedrales ni conventos, sus √ļnicos edificios eran las “casas” y el √ļnico hogar de los perfectos segu√≠a siendo el mundo, sus caminos, sus bosques, sus r√≠os, y su √ļnico techo el cielo, estrellado, soleado o nuboso (hermoso hogar, el m√°s grande que existir pueda).

 
 

Se puede obtener informaci√≥n adicional sobre el catarismo y su historia en Catarismo, el Blog, autores del v√≠deo “Viaje al pa√≠s de los c√°taros”:

 

Te espera el mejor viaje de tu vida. Elije entre los muchos Hoteles en Maspalomas, ¬°y disfruta!


9 Votes | Average: 4.33 out of 59 Votes | Average: 4.33 out of 59 Votes | Average: 4.33 out of 59 Votes | Average: 4.33 out of 59 Votes | Average: 4.33 out of 5 (4.33)
Loading ... Loading ...

Una gota de sangre, el interesante debut de Thomas Holland

Lo primero que me llamó la atención de este libro fue su autor, un desconocido Thomas Holland, con una impresionante carrera profesional de director científico del Laboratorio Central de Identificación del Departamento de Defensa de los Estados Unidos. Debido a esto, le concedí una oportunidad, ya que estaba cansado de novelas donde la trama forense era muy exagerada y he de decir que no he quedado defraudado. Considero que aprovecha sus extensos conocimientos, para inaugurar su carrera literaria de una forma inmejorable.

La historia tiene tres protagonistas para su desarrollo. El primer protagonista, aunque el m√°s secundario, se trata de un soldado estadounidense nacido en un pueblecito de Arkansas llamado Split Tree centrando su historia en su participaci√≥n en la Guerra de Vietman durante el a√Īo 1966. El segundo se sit√ļa en la actualidad, con el director del Laboratorio Central de Identificaci√≥n del Ej√©rcito de los Estados Unidos, Kel McKelvey, que por diversas razones tiene que trabajar en resolver un antiguo crimen conjuntamente con el tercer protagonista de esta historia, el agente del FBI Micheal Levin.

Una Gota de Sangre

La trama principal nos muestra al agente del FBI y al doctor McKelvey intentando resolver un crimen cometido hace d√©cadas en el citado peque√Īo y arcaico pueblecito de Arkansas llamado Split Tree, en el que se reabre un caso de un soldado que muri√≥ como un h√©roe en la Guerra de Vietman. Pero las nuevas pista lo relacionan con un crimen racial. Adem√°s, cada uno de los protagonistas tiene fuertes razones para no estar realizando esa misi√≥n y cre√°ndose un incomodo clima de trabajo.

Un libro muy interesante, con un buen ritmo, donde poco a poco se van obteniendo peque√Īas piezas de un puzzle que en el desenlace se muestra de una forma muy coherente. Para m√≠, este tipo de libros tiene el problema de que una vez planteada la trama inicial, la investigaci√≥n transcurre con muchos altibajos y las escasas pistas que se suelen encontrar, no te proporcionan ninguna informaci√≥n √ļtil. En general se recurre mucho a utilizar un callej√≥n sin salida, para en las p√°ginas finales desvelar un misterio, sin utilizar nada de lo descubierto durante el desarrollo del libro. Sin embargo, en “Una gota de sangre” esto no ocurre. Las pistas van apareciendo y aunque al principio no tienen sentido y son muy inconexas, son ellas las que generan el final que, sin ser muy inesperado, es muy coherente y correcto.

En general, un gran libro y un gran debut. Esperemos que en los próximos estén a la altura.

 
David Gonz√°lez

2 Votes | Average: 3 out of 52 Votes | Average: 3 out of 52 Votes | Average: 3 out of 52 Votes | Average: 3 out of 52 Votes | Average: 3 out of 5 (3)
Loading ... Loading ...

El calendario maya

El calendario maya fue utilizado por todas las civilizaciones de Mesoamérica, por ello es difícil saber que civilización fue la primera en usarlo, pero parece ser que son los mayas quienes tienen mayor consenso como sus primeros usuarios.

Se cree que empezó a utilizarse durante el primer milenio de nuestra era, en un periodo impreciso entre el siglo III y el X, para representar la ubicación temporal de eventos astronómicos y religiosos de importancia para los mayas. Era de una gran complejidad, sobre todo si se comparaba con los calendarios de otras civilizaciones antiguas, lo que muestra la importancia que tuvo para las civilizaciones que lo usaron en su vida cotidiana.

Para los mayas el tiempo era c√≠clico y no lineal, y por lo tanto la historia se repet√≠a en cada ciclo. Una era Maya se estima que durar√≠a unos 5125 a√Īos, tras lo cual el ciclo temporal volv√≠a a comenzar. Dentro de ese ciclo, cada d√≠a ten√≠a un significado que se pod√≠a descifrar gracias al calendario y as√≠ actuar en consecuencia.

Siguiendo esto, el calendario intentaba representar estos ciclos históricos y no los ciclos de la luna o del sol, aunque también los tenían en cuenta. Lo principal era tener una herramienta de predicción y adivinación. Cada ciclo se relacionaba con los dioses del panteón maya y la cosmogonía.

Estructura del calendario maya:
La estructura básica del calendario maya constaba de dos calendarios. El primero era el el Tzolkin, que representaba el ciclo sagrado y que estaba formado por 20 períodos de 13 días y el Haab, que representaba el ciclo solar y estaba dividido en 18 períodos de 20 días cada uno más 5 días extras al final para la oración, lo cual daba un total de 365 días.

Ambos calendarios coincid√≠an cada 52 a√Īos en lo que se llamaba la rueda calend√°rica. El significado del d√≠a de finalizaci√≥n de este ciclo era muy importante para los mayas y lo celebraban con una ceremonia del fuego nuevo.

Finalmente los mayas defin√≠an la llamada Cuenta Larga, que consist√≠a en el conteo de d√≠as desde los inicios de los tiempos: el d√≠a cero, en el que comenzaba un ciclo hasta el √ļltimo d√≠a del ciclo. Se cree que el contador se pone a cero nuevamente cada 5125 a√Īos aproximadamente.

El Tzolkin:
Era el calendario religioso y se usaba para datar los días destinados a ceremonias sagradas. Debido a su carácter sacro, era el que más importancia tenía y regía la organización de gran parte de la vida social maya en religión, agricultura, caza, etc.

El calendario Tzolkin constaba de 260 días divididos en 20 periodos de 13 días cada uno. La forma de identificar el día dentro del calendario Tzolkin era con trece nombres para cada día y veinte nombres para cada periodo, que de podía identificar a un mes. Cada uno de los nombres de estos días estaba asociado a un glifo.

El Haab:
Es conocido como el ciclo solar. Se usaba para datar los días destinados a actividades comunitarias que no tenían el carácter sagrado que hemos mencionado para el calendario Tzolkin.

El calendario Haab estaba dividido en 18 meses, conocidos como uinal, de veinte d√≠as cada uno. Al final del Haab hab√≠a 5 d√≠as llamados uayeb, que se consideraban fatales. Esto hac√≠a que el Haab tuviese 365 d√≠as, un a√Īo solar. Los mayas conoc√≠an la diferencia de 6 horas entre el movimiento solar y el a√Īo de 365 d√≠as, pero no ten√≠a incidencia en el significado adivinatorio de su calendario.

La forma de identificar el d√≠a dentro del calendario Haab se hac√≠a mediante un n√ļmero entre el cero y el diecinueve m√°s el nombre del uinal en el que estaba ese d√≠a. Los d√≠as del uayeb s√≥lo se identificaban con un n√ļmero entre el cero y el cuatro.

La rueda calend√°rica:
Los mayas la conoc√≠an como Hunab. Es la combinaci√≥n secuencial del ciclo Tzolkin con el Haab. Era de gran utilidad para los mayas ya que permit√≠a determinar el paso del tiempo entre varios a√Īos del calendario Haab y Tzolkin.

Los mayas constru√≠an literalmente una rueda con tres c√≠rculos para poder localizar los d√≠as en el calendario. El c√≠rculo m√°s peque√Īo estaba conformado por trece n√ļmeros que identificaba los trece d√≠as Tzolkin, el c√≠rculo mediano por veinte signos de los veinte meses Tzolkin, y el grande por los 365 d√≠as del calendario Haab.

La rueda, por lo tanto, pod√≠a contabilizar 18.980 d√≠as con diferente nombre. Dentro de un Hunab, se distingu√≠an 4 periodos de 13 a√Īos que conformaban los 52 a√Īos Haab y los 73 Tzolkin. Tras los 18.980 d√≠as del ciclo Hunab se celebraba la ceremonia del fuego nuevo.

La cuenta larga:
La cuenta larga o serie inicial tenía la utilidad de poder comparar fechas a más largo plazo. La rueda calendárica se queda corta para poder determinar acontecimientos del pasado. Se cree que el ciclo actual del calendario maya empezó el 13 de agosto de 3.114 a. C.

Para poder utilizar la cuenta larga se hicieron una serie de m√ļltiplos del d√≠a maya para poder agrupar periodos largos de tiempo. Son las siguientes:

  • Kine = 1 d√≠a.
  • Uinal (mes) = 20 kines
  • Tun = 18 uinales
  • Uayeb = 5 d√≠as
  • Tun + Uayeb = a√Īo solar (365 d√≠as)
  • Katun = 20 Tunes
  • Baktun = 20 katunes

Como se puede observar en las equivalencias, el sistema era vigesimal, salvo el caso de los 18 uinales. La fecha se establec√≠a seg√ļn esta notaci√≥n:

Baktun.Katun.Tun.Uinal.Kine

Seg√ļn esta notaci√≥n podr√≠amos establecer equivalencias entre el calendario maya y otros calendarios como el Gregoriano, que es el m√°s usado en la actualidad.

La polemica: El fin del mundo.
Si aceptamos como cierto que la era maya actual se inici√≥ el 13 de agosto del 3.114 antes de la era com√ļn, ser√≠a f√°cil determinar, gracias a la cuenta larga, cuando se acabar√° esa era.

No se tiene constancia clara de la razón por la que ese día fue elegido como el día cero de los mayas, ya que la fecha es incluso anterior al uso de ese calendario y de la aparición histórica de la civilización maya.

Seg√ļn la notaci√≥n de la cuenta larga, el actual ciclo empez√≥ el 0.0.0.0.0, que equivaldr√≠a al 13 de agosto del a√Īo 3.114 a. C. La principal teor√≠a acerca del calendario maya establece que el d√≠a siguiente al d√≠a 12.20.18.20.20 la cuenta vuelve a 0.0.0.0.0. Este d√≠a est√° entre el 21 y el 23 de diciembre de 2012. Hay teor√≠as que creen que el Baktun se reinicia en 20 y no en 13, esto le dar√≠a unos 2.700 a√Īos m√°s a la era actual.

Las interpretaciones sobre esto han sido diversas, desde las teorías que anuncian la llegada del fin del mundo hasta las que consideran el hecho una casualidad matemática, ese día tenía que llegar al igual que llegó en nuestro calendario el 1 de enero de 2000. La interpretación maya del tiempo cíclico nos diría que comienza un nuevo ciclo. Tendremos que esperar a ese día para ver qué ocurre.

 

Prepara con tiempo tus vacaciones: elije uno de los fant√°sticos Hoteles en Maspalomas y disfruta al m√°ximo.


17 Votes | Average: 3.76 out of 517 Votes | Average: 3.76 out of 517 Votes | Average: 3.76 out of 517 Votes | Average: 3.76 out of 517 Votes | Average: 3.76 out of 5 (3.76)
Loading ... Loading ...

Las caras de Bélmez

Se trata de uno de los fen√≥menos supuestamente paranormales m√°s conocidos por todos los amantes del misterio. En la calle Real n√ļmero 5 de la localidad de B√©lmez de la Moraleda, Ja√©n, Andaluc√≠a, se asegura por muchos que aparecen manchas en el piso de la casa situada en dicho lugar. Esto en s√≠ no tiene nada de relevante, salvo por el hecho que las manchas parecen tener forma de rostros humanos.

Mar√≠a G√≥mez C√°mara, la propietaria de la casa hasta que falleci√≥ en 2004, alert√≥ en agosto de 1971 a sus vecinos del extra√Īo episodio acontecido en su hogar. Parece que entonces lo consideraron una casualidad, as√≠ que se cuenta que Mar√≠a G√≥mez mand√≥ tapar la mancha con yeso. Sin embargo, unos d√≠as despu√©s reapareci√≥ la mancha con el mismo supuesto rostro humano.

Pero el hecho no qued√≥ ah√≠, unos d√≠as m√°s tarde empezaron a aparecer m√°s manchas a lo largo del suelo de la casa, y todas, seg√ļn los testigos, ten√≠an apariencia de rostros humanos.

Hipótesis:
Obviamente, ante un fenómeno así siempre surgen dos posturas confrontadas, los que lo consideran un fraude y los que creen que ahí hubo y hay un fenómeno paranormal.

Fraude:
La principal teoría que asegura que el asunto es un fraude alude a unos análisis que podrían demostrar que las caras habrían sido pintadas. Al parecer existen métodos que permiten dibujar en el cemento y que la imagen aparezca unos días después de haberse pintado si se emplean ciertos productos químicos. Se habla de la existencia de unos informes del CSIC que hablarían del uso de dichos productos. Hay gente que dice disponer de dichos informes, también hay gente que los considera poco fiables.

Otra teoría afirma que las manchas se producen, pero el intentar ver en ellas rostros humanos requiere de un esfuerzo imaginativo grande. En tal caso, simplemente serían manchas de humedad como las que se podrían producir en cualquier otro lugar sin nada especial.

Dentro de los que consideran es fen√≥meno como un fraude acusan a grupos interesados, como el propio ayuntamiento de B√©lmez. Sin duda, el fen√≥meno ha atra√≠do a mucha gente a la localidad jienense durante los casi 40 a√Īos que se conoce la existencia de las ‚Äúcaras‚ÄĚ. Es com√ļn pensar que el fraude, de existir, estar√≠a en el fondo motivado por cuestiones econ√≥micas.

En resumen, las Caras de Bélmez habrían sido pintadas con motivaciones de notoriedad usando una serie de productos químicos determinados que permitirían una aparición gradual y variable de las manchas, provocando un efecto de misterio. Una vez aparecidas las manchas se decidió a venderlo como un fenómeno paranormal y a rentabilizar el asunto económicamente.

Fenómeno Paranormal:
Una vez que se acepta que lo ocurrido en la calle Real de Bélmez es un fenómeno paranormal, se ha creado una serie de argumentos para intentar explicar el porqué de cómo se producen las apariciones.
Hay una corriente que asegura que la casa está construida sobre un cementerio medieval. Se dice que hubo unas excavaciones que pudieron demostrar esta hipótesis con hallazgos de restos humanos en el subsuelo del edificio.

Otra teor√≠a supone que las caras son fruto de la humedad generada por las corrientes subterr√°neas que fluyen por el subsuelo de B√©lmez m√°s que por un fen√≥meno relacionado con el mundo del ‚ÄúM√°s All√°‚ÄĚ.

La idea principal que estar√≠a debajo del fen√≥meno paranormal partir√≠a de un pasado del lugar relacionado con la muerte, como puede ser un antiguo cementerio. Las almas torturas de los difuntos yacentes bajo el subsuelo de la calle Real n√ļmero 5 de B√©lmez muestran su dolor a los vivos apareci√©ndose una y otra vez como buscando la redenci√≥n que no tuvieron en su momento.

 

Es hora de que vayas pensando en tus vacaciones; ¬Ņqu√© tal unos d√≠as en uno de los muchos Hoteles en Canarias? ¬°A disfrutar!


13 Votes | Average: 4.08 out of 513 Votes | Average: 4.08 out of 513 Votes | Average: 4.08 out of 513 Votes | Average: 4.08 out of 513 Votes | Average: 4.08 out of 5 (4.08)
Loading ... Loading ...

La chica de la curva

A lo largo de la historia son muchos los relatos acerca de fen√≥menos paranormales que han llegado a los o√≠dos del p√ļblico general. Relatos que siempre afirman ser ciertos pero que pocas veces tienen como protagonista al narrador, pero s√≠ a alguien muy cercano que pasa a ser el sujeto de la experiencia misteriosa.

Gran parte de estos fen√≥menos se deben a hechos religiosos promovidos por la fe y la sugesti√≥n y se convierten en fen√≥menos aislados con un gran n√ļmero de creyentes que se sienten atra√≠dos por el suceso en cuesti√≥n. Pero otra parte se convierten en acontecimientos recurrentes cuyos or√≠genes se pierden en √©pocas pret√©ritas.

Este tipo de relato es conocido por todos desde hace algunos a√Īos como “Leyenda urbana” y se tratar√≠a de una historia que narra alg√ļn tipo de fen√≥meno misterioso, dif√≠cil de explicar y que tiene la cualidad de ser asombroso, impactante y de haber sido presenciado por muy pocas personas privilegiadas.

Quiz√° el caso paradigm√°tico de este tipo de fen√≥meno es el conocido como el relato de la chica de la curva. No se sabe muy bien cuando empez√≥ este relato. Hay quien incluso quien dice que alg√ļn pasaje del Nuevo Testamento hace referencia a un episodio similar al est√°ndar de “la chica de la curva”.

 

El relato:
La historia var√≠a bastante dependiendo de la √©poca y del lugar, ya que es contada a lo largo de todo el mundo. Pero b√°sicamente tiene una serie de puntos constantes. Siempre el protagonista es un viajero, normalmente hombre, que utiliza un medio de transporte por carretera. El viajero conduce el veh√≠culo de noche y decide parar a recoger a una persona, normalmente una joven, que se encuentra caminando sola por el camino. Reanudan la marcha y en un momento dado la joven alerta sobre un peligro en una curva pr√≥xima, por lo que el viajero decide aminorar el ritmo de su marcha y prestar atenci√≥n al recorrido. Y en efecto, la curva entra√Īaba alguna dificultad. Cuando el viajero va a agradecer la alerta a su compa√Īera de viaje, √©sta ha desaparecido.

El viajero perplejo, muchas veces deshace el camino sin encontrarla. Al d√≠a siguiente trata de reunir informaci√≥n y descubre que en esa curva ha ocurrido alg√ļn accidente en el pasado o alg√ļn otro hecho luctuoso en el que, curiosamente, muri√≥ una joven que respond√≠a a la descrici√≥n que daba el viajero.

 

Interpretaciones:
Como hemos mencionado, ha habido muchas versiones sobre esta historia. Las m√°s antiguas hablan de cocheros de diligencias que recog√≠an j√≥venes mujeres vestidas de blanco; las m√°s modernas hablan de conductores que recogen en sus coches o camiones a adolescentes o universitarias en sinuosas carreteras de monta√Īa. Pero la interpretaci√≥n es b√°sicamente la misma.

Se trata de un fenómeno arquetípico del ángel de la guarda. Un ente divino, representado por la belleza juvenil femenina como símbolo de inmortalidad, se aparece para advertir de un peligro al viajero que es salvado así de su fatal destino.

Sin duda, el relato se puede trasladar todo lo que queramos en el tiempo y ver similitudes en una narración tan antigua como la Odisea de Homero. Pero como ya hemos dicho, es una narración arquetípica.

 

La leyenda urbana
Es sin duda la leyenda urbana más conocida y se cuenta en todo el mundo. A pesar de ello es difícil encontrar un protagonista que afirme que le ha ocurrido esta experiencia a él realmente. El creer realmente en este relato supone un acto de fe consistente en la creencia en la convivencia entre dos mundos, el físico y el metafísico, que están en contacto permanente.

Como toda leyenda, se dice que puede tener algo de verdad y algo de fantas√≠a. Posiblemente haya habido mucha gente a la que se le ha avisado de alg√ļn peligro en una carretera o camino y la imaginaci√≥n ha hecho que ese acto tan normal se haya convertido en una experiencia paranormal. O quiz√° todo ocurri√≥ como nos lo cuenta la leyenda.

 

Prepara tus vacaciones: elige uno de los Hoteles en Benalm√°dena.


13 Votes | Average: 3.85 out of 513 Votes | Average: 3.85 out of 513 Votes | Average: 3.85 out of 513 Votes | Average: 3.85 out of 513 Votes | Average: 3.85 out of 5 (3.85)
Loading ... Loading ...

El patriota de Dios, conspiraciones y asesinatos en el Capitolio.

Ian West, ex-agente de la US Capitol Police en estados unidos, nos ofrece una novela que ha causado mucho impacto en su pa√≠s de origen. Tanto es as√≠, que ha sido censurada, prohibiendo su distribuci√≥n debido a razones de seguridad nacional, ya que ofrece agujeros de seguridad en una de las “fortalezas” mas inexpugnables de la tierra, el Capitolio.

La trama principal se desarrolla en el a√Īo 2012, durante un futuro muy realista. El mandato del primer presidente afroamericano de Estados Unidos esta llegando a su fin, no sin varios incidentes a sus espaldas. La situaci√≥n no ha sido pol√≠ticamente f√°cil para el presidente, la crisis econ√≥mica y el elevado precio del petr√≥leo, forzaron una invasi√≥n a Siria para garantizar suministros de petr√≥leo a su pa√≠s. Y como venganza, las organizaciones terroristas islamistas encabezadas por Al-Qaueda, han atacado con armas bacteriol√≥gicas en metro de chicago, dejando 5000 muertos. Y por si fuera poco, a menos de una semana para las elecciones, una serie de asesinatos de una brutalidad aterradora se comenten en las instancias del Capitolio.

La agente especial Alexandra Kolbe, ser√° la encargada de investigar estos asesinatos. Las pistas no est√°n nada claras y se barajan m√ļltiples posibilidades tales como asesinatos con fines pol√≠ticos, terroristas o incluso la existencia de un asesino en serie dentro del Capitolio.

Ian West nos transporta al interior mismo del Capitolio, enlazando en todo momento con hechos historicos reales para ganar en realismo. Denota unos conocimientos de las infraestructuras de gobierno que has sido las causantes de la censura que ha sufrido.

Una novela interesante que engancha desde el principio, con un ritmo fren√©tico y m√ļltiples focos de atenci√≥n, que hace que casi no tengas tiempo para respirar entre cap√≠tulos. Salvando las distancias en cuanto a tem√°tica, existen muchas similitudes entre este best-seller y “El c√≥digo Da Vinci” de Dan Brown. Una lectura muy recomendable para los amantes de las conspiraciones y los thrillers pol√≠ticos.


David Gonz√°lez
 

No te quedes sin tu ración de sol: este verano visita uno de los fantásticos Hoteles en Estepona.


1 Votes | Average: 5 out of 51 Votes | Average: 5 out of 51 Votes | Average: 5 out of 51 Votes | Average: 5 out of 51 Votes | Average: 5 out of 5 (5)
Loading ... Loading ...

Colinas antigravitatorias

A lo largo del mundo hay una serie de lugares en los que se produce un fen√≥meno misterioso que llama la atenci√≥n a los que se acercan a √©l. Son diversos los nombres con los que se conoce a estos lugares: colinas antigravitatorias, colinas misteriosas, monta√Īas magn√©ticas, colinas de ingravidez, pero todos se refieren a un mismo fen√≥meno.

La peculiaridad de estas colinas es que si dejamos correr una corriente de agua o ponemos una esfera en el suelo, el sentido tomado por ellos es el de subida y no el de bajada. Parece como si fuesen en sentido contrario al de la gravedad. Hay cientos de estas colinas misteriosas a lo largo del mundo.

Los lugares donde se verifica el fenómeno son, obviamente, en pendiente. Son diversas las explicaciones, más o menos creíbles, que han sido vertidas para explicar lógicamente el fenómeno. Entre ellas está la posible alteración del campo gravitacional o la presencia de fuerzas desconocidas (como OVNI). De momento, ninguna de estas teorías ha tenido resultados satisfactorios.

Explicaciones:
La principal explicaci√≥n a este fen√≥meno es la de la ilusi√≥n √≥ptica. Sin embargo, como ya hemos comentado, tambi√©n se mencionan fuerzas sobrenaturales e, incluso, extraterrestres para explicar este fen√≥meno. La explicaci√≥n cient√≠fica identifica el fen√≥meno con una ilusi√≥n √≥ptica. As√≠, aquello que parece una subida es, en realidad, una ligera pendiente descendente insertada en una gran pendiente de subida. La ilusi√≥n ser√≠a debida al hecho de que el descenso es precedido o seguido de una gran pendiente de subida que constituye para el observador una referencia enga√Īosa, es decir, la orograf√≠a del entorno favorece la percepci√≥n distorsionada de la pendiente.

Los defensores del efecto √≥ptico dicen que estos lugares tienen una cosa en com√ļn, y es la ausencia de referencias de horizonte que impiden al observador la correcta definici√≥n de las pendientes de la colina, haci√©ndole creer que est√° bajando cuando en realidad est√° subiendo.

Las teorías que se alejan del simple efecto óptico son más diversas. La mayoría se basan en dar a este tipo de colinas propiedades magnéticas que son capaces de crear campos antigravitatorios, es decir, lugares en los que la fuerza gravitatoria funcionaría de manera diferente a cómo lo haría en el resto de la Tierra.

Se ha intentado comprobar si la gravedad tiene un comportamiento anómalo en el terreno, sin embargo no ha sido tan fácil. En la percepción humana, el concepto de subida está determinado por la comparación entre la dirección de la fuerza de la gravedad y la inclinación del firme del terreno. Mientras la dirección de la gravedad está determinada por la que toma cualquier objeto en caída libre, la percepción de la inclinación del suelo es susceptible de generar un efecto óptico, dado que es perceptible por el hombre a través de uno de sus sentidos: la vista.

Al parecer, la √ļnica medida cient√≠fica objetiva e independiente del contexto √≥ptico local que podr√≠a demostrar la naturaleza f√≠sica paranormal del fen√≥meno, es la comparaci√≥n entre la direcci√≥n de la fuerza de gravedad en aquel punto y la l√≠nea de confluencia de con el centro gravitacional de la Tierra. Algo anormal entre estas dos l√≠neas demostrar√≠a una discontinuidad en el campo gravitacional y, por lo tanto, la anormalidad del fen√≥meno.

Sin embargo, parece que el demostrar eso no es tan fácil y sería demasiado caro. Mientras tanto, podemos disfrutar de los lugares. Lo más probable es que sea un efecto óptico, entre otras cosas porque la alteración gravitatoria sólo se produce a ras de suelo, es decir, parece que una corriente de agua sube, pero no flota en el aire. En Internet ha listas como esta de los lugares donde se produce este fenómeno.

 

Quiz√° quieras aprovechar las ofertas de estos hoteles rurales en Salamanca.


10 Votes | Average: 4 out of 510 Votes | Average: 4 out of 510 Votes | Average: 4 out of 510 Votes | Average: 4 out of 510 Votes | Average: 4 out of 5 (4)
Loading ... Loading ...

Página 2 de 14«1234»...Última »